Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Crearfuturoglobal escriba una noticia?

Resolución de Conflictos

23/11/2014 16:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La resolución de conflictos es una habilidad altamente deseada para la estabilidad emocional de un equipo de trabajo y para el adecuado manejo de un clima organizacional en cualquier empresa

La resolución de conflictos es una habilidad altamente deseada para la estabilidad emocional de un equipo de trabajo y para el adecuado manejo de un clima organizacional en cualquier empresa.

Pero continuando un paso más allá, la  resolución de conflictos es una habilidad necesaria no sólo para las compañías sino también para las personas comunes que deben enfrentar a diario problemas y retos de comunicación con otras personas en su entorno particular.

Los conflictos generalmente nacen de las necesidades y espectativas insatisfechas de las personas. Y esto involucra el desarrollo de los más diversos aspectos de la vida como los personales, sentimentales, sociales y laborales.

Por otra parte los conflictos también aparecen cuando la diversidad de temperamentos de las personas y su forma de comunicación entran en escena.

Según la clasificación universal en psicología práctica aparecen cuatro temperamentos o tendencias afirmadas en las actitudes y comportamientos de los seres humanos y son:

Colérico:

Que es el comportamiento de las personas agresivas y que va asociado con un caráter dominante e impulsivo. Este modelo de temperamento es también en ocasiones temerario y se motiva por la competencia en lugar de evitarla. Es el rasgo distintivo de los grandes líderes en los diferentes campos de acción humanos.

Sanguíneo:

Es el comportamiento distintivo de los individuos sociales que tienen gran eco y admiración entre sus conocidos y amigos. Generalmente hablan demasiado y son altamente sociables, haciéndose notar por su tono de voz, gestos, risa, etc. por lo cual siempre tienen personas a su alrededor y no son solitarios, divierten a las personas en reuniones sociales y son el alma de un grupo en cualquier evento.

Las personas sanguíneas presentan un estado de ánimo variable y no controlan muy bien sus reacciones. Un día pueden estar muy alegres y al siguiente de mal humor o deprimidos.

Melancólico:

Este temperamento se caracteriza generalmente por ser reservados, entrovertidos, muy ordenados y con tendencia a la depresión. Son personas que tienen un plan de comportamiento definido para ellos y las personas. Pero sufren a menudo grandes decepciones porque esperan, pero no logran que las demás personas se adapten a ellos y a sus expectativas previas.

Flemático:

Esta última categoría de los temperamentos se caracteriza por una calma excesiva y se muestra palpablemente en las personas que no varían mucho su estado de ánimo, con un tono de voz  sosegado y por lo tanto son poco expresivos de sus emociones. Mientras el colérico es agresivo ante una situación que reclame liderazgo, el flemático se mantiene imparcial y no presiona un resultado. Si lo comparamos con el sanguíneo aunque ambos temperamentos tienen gran recepción entre sus amistades, el sanguíneo muestra claramente sus emociones y las manifiesta: alegría, tristeza, ansiedad, etc. Pero en su lugar el temperamento flemático no hace aspavientos de las situaciones y se queda observando más como analista objetivo que como protagonista involucrado.

Aunque estas cuatro características notorias o temperamentos humanos son distintivos de todos los seres humanos, no necesariamente impone un modo de proceder determinado en todos los ambientes y situaciones. Por ejemplo una persona altamente colérica en el trabajo puede ser más sanguínea en otro ambiente como en una fiesta o melancólica como en un entierro. Esto hace que se su rasgo dominante se vea compensado o distorsionado por las necesidades y actividades de cada ambiente.

Sin embargo su temperamento dominante aflorará siempre que su cerebro registre la necesidad de expresar su propia naturaleza: dominante si es colérico, sociable si es sanguíneo, ordenado y minucioso si es melancólico, o calmado y objetivo si es flemático.

Adicionalmente a las expectativas y necesidades insatisfechas de las personas y sus diferentes temperamentos cuando se habla de resolver conflictos, hay que agregar las diferentes formas de comunicación que utilizan las personas con su entorno y cómo las utilizan.

En esto diremos que hay cuatro clases definidas y tiene que ver fundamentalmente con lo que se conoce en Programación Neurolinguistica como sistema primario; que es el proceso sensorial mediante el cual el cerebro de cada quien recibe y analiza la información del medio.

Entonces para algunas personas las imágenes y todo lo que sea visual como cartas, informes, equipos, ropa, etc. lo dice todo para comunicar. En otras personas el sistema primario es la audición, por lo cual los argumentos que sustenten determinada situación es lo más importante para formar parte o rehusar cualquier decisión.

Y por último otras personas son altamente sensoriales. En el sentido del tacto, gusto, olfato y emociones.

Naturalmente tampoco se puede decir acá por ejemplo que los que son visuales no tienen activados los sentidos auditivos y sensorial. Simplemente que su forma de percibir la realidad de forma más común es con su sentido más desarrollado.

Todo esto en lo que refiere a las formas de comunicación que utilizan las personas en sus entornos y ambientes.

Y también hay que hablar de un tema muy delicado en la resolución de conflictos y es el que tiene que ver con el reciclaje de las emociones negativas que una persona ha experimentado a lo largo de su vida.

Y concretamente esto tiene que ver con el nivel de paz que manejan internamente las personas con sus propios conflictos personales, deseos y necesidades insatisfechos y en la medida del perdón que han prodigado a sus agresores y a ellos mismos en las diferente etapas de su vida.

Como todo esto que se ha explicado entra en escena a la hora de resover conflictos en cualquier tipo de ambiente esbozaremos un método práctico para solucionar problemas y diferencias entre las personas:

  • Es necesario tener muy presente a la hora de resolver un conflicto, mirar y definir claramente que es lo que se quiere y que es lo que quiere la contraparte. Muchas personas suponen deseos y necesidades de otras o ni siquiera las toman en cuenta viviendo la vida sólo desde su punto de vista.
  • Si es necesario, se debe hablar con la otra persona o personas involucradas en el conflicto y pedirles que aclaren con excatitud que buscan y en que hace falta hacer claridad de tu parte.
  • Hacer una lista de puntos que sean negociables y no negociables de tu parte y llegar a un acuerdo con la contraparte sobre lo que puedas flexibilizar. Pero haciendo claridad en que no cederás en aquello que te afecta negativamente.
  • Hacerle saber a la contraparte que tienes en cuenta sus necesidades y las tuyas para lograr un acuerdo justo de las diferencias.
  • No suponer lo que las personas dirán y harán porque esto predispone tu comportamiento y radicaliza tu actitud.
  • Toma decisiones y actúa con respecto a los hechos del caso y no a las suposiciones.
  • Perdonar las ofensas recibidas tanto en tu vida pasada como en los hechos presentes.
  • No idealizar a ninguna persona de acuerdo con la forma como tu piensas que deberían actuar ante determinada situación.
  • Los seres humanos hay que colocarlos en perspectiva y hay que estar abiertos al hecho de que cometan errores y aprendan de ellos. Por lo tanto al tener una posición equilibrada ante las debilidades ajenas y las propias es más fácil entenderse y entenderlos.

Para resolver conflictos mira los eventos ocurridos para tomar cualquier decisión en tres partes:

  1. Como observador propio, es decir como tú lo ves, lo oyes, lo sientes y lo piensas de acuerdo con la información que tienes y con tu manera de ser.
  2. Como el otro observador, y esto significa colocarte en los pies del otro.Imagina como lo ve, lo siente y piensa la otra persona.
  3. Como un observador imparcial que no participa del conflicto pero que busca generar un acuerdo entre las partes en conflicto donde ambos ganen por igual.

Estudia la descripción de los temperamentos que hemos hecho en este artículo y trata de adaptar tu propuesta para terminar las diferencias  de acuerdo con el temperamento de tu contraparte. Con esto quiero decir que:

  • A los coléricos o personas dominantes debes presentarles tus hechos y argumentos con firmeza y seguridad. De lo contrario no tendrás muchas opciones de llegar a un posible acuerdo.
  • A los sanguíneos o personas sociables hay que presentarles una solución de forma abierta y positiva, hablando con ellos y dejándolos que expresen sus emociones al respecto.
  • A los melancólicos preséntales la información de forma clara y ordenada, sin exajerar tonos de voz y haz que perciban de tí autenticidad en tener en cuenta sus expectativas y necesidades.
  • A los flemáticos proporcionales la información necesaria para que tomen una decisión, pero déjalos que hablen y se expresen, pues estas personas son excelentes oyentes y casi no expresan sus inquietudes.

De acuerdo también con los temperamentos presenta de manera recomendada tu información para solucionar conflictos así:

  • A los coléricos muéstrales información visual. Esto no exime de tu parte proporcionarles buenos argumentos y sentimientos.
  • A los sanguíneos háblales y déjalos hablar. Pero llega a una acuerdo porque se sientan rápidamente en la palabra y necesitan una guía para concluir.
  • A los melancólicos muéstrales  información visual ordenada, háblales en tono que genere confianza y genera en ellos buenos sentimientos con tu tono de voz y lenguaje corporal.
  • A los flemáticos háblales clara pero pausadamente y genera en ellos buenos sentimientos con tu tono de voz y lenguaje corporal.

Y ante todo antes de resolver conflictos con las personas ponte en paz contigo mismo(a) y con tu pasado y perdona las agresiones que has recibido de otros  y las que tu has hecho también.

Para obtener mejores resultados en la práctica y ampliar los conocimientos expuestos en este artículo sobre resolución de conflictos, visítanos ahora en:

http://www.crearfuturoglobal.com/resolucion-de-conflictos/


Sobre esta noticia

Autor:
Crearfuturoglobal (250 noticias)
Visitas:
1128
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.